Follow by Email

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Los beneficios de beber vino


En estos días ha llamado mi atención una publicidad que ha empezado a aparecer en algunos medios españoles ensalzando los beneficios que tiene para la salud el consumo de vino, con moderación eso si.

La cosa viene auspiciada por varias asociaciones europeas de productores de vino, y amparada por las autoridades de la Unión Europea, y se puede encontrar en una web en la dirección www.wineinmoderation.eu

Si atendemos a la literalidad del mensaje no hay nada que objetar. El consumo moderado de vino, tal como se explica en esa publicidad, no es perjudicial para la salud, salvo en el caso de que una persona haya sido previamente víctima de la adicción, en cuyo caso ese consumo moderado sería con toda probabilidad, antes o después, el primer paso hacia una espiral de consumo que llevaría de nuevo a padecer serios problemas.

Pero ahí tenemos ya el primer problema. Si hablamos del vino en términos positivos, sin mencionar los riesgos del abuso y la dependencia, podemos estar transmitiendo una imagen distorsionada de la realidad que puede tener efectos muy nocivos en muchas personas que hagan una lectura superficial del mensaje y se queden con la simple idea que el vino es bueno para la salud.

Y esa mente adictiva que todos tenemos en una u otra medida puede rápido pasar a hacer una interpretación sui generis, si un vaso de vino es bueno, dos vasos serán mejor, y una botella será excelente ¿o no?

También ese mensaje puede ser el disparadero para una persona que lleva un tiempo sin beber, porque en su día tuvo problemas, vuelva a hacerlo amparado en esa falsa idea de los beneficios del vino sin más matices.

Bien es verdad que la web www.wineinmoderation.eu da una información correcta, pero… ¿quién se lee la letra pequeña? Ahí está el problema. Nuevamente podemos recordar que las palabras las carga el diablo, y de aquí se pueden derivar daños colaterales importantes.

Comprendo que la industria de bebidas alcohólicas tiene que vender sus productos. Es un tema delicado y controvertido. Por eso la reflexión y la sensatez son fundamentales a la hora de tratar estos asuntos.


Bernardo Ruiz Victoria
Psicólogo Clínico
www.programavictoria.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario